¿Cómo aumentar la cobertura de tu wifi?

logo-812763_640

Los problemas con el wifi son una de las principales causas por las que mucha gente recurre a los servicios técnicos de informática, creyendo que el problema reside más en el propio PC que en el router. Aunque lo cierto es que están totalmente equivocados, ya que en la mayoría de casos, el problema viene directamente del router. Y es que, ¿quién no ha tenido alguna vez problemas con el wifi de su casa? Ocurre en múltiples ocasiones que vas a conectarte a la red wifi de tu casa y te das cuenta de que la señal no llega como debería, y no te permite trabajar a gusto al experimentar una conexión realmente lenta.

Antes de llevar a arreglar tu ordenador o de acudir a un servicio de reparación de ordenadores, es fundamental que compruebes una serie de aspectos que pueden ralentizar el rendimiento de tu wifi. Hay mucha gente que opta directamente por llevarlo a reparar, cuando en muchos casos la solución puede ser mucho más sencilla de lo que parece. Atento a lo que te contamos a continuación.

Cambia el router de posición

El router debe estar conectado a una toma de teléfono para que funcione, eso está claro. Es posible que únicamente cuentes con una sola toma de teléfono, aunque por lo general suelen haber varias en una casa. Si dispones de varias entre las que elegir, prueba a trasladar el router. Quizás con este cambio aumente tu cobertura.

Reconfigura el router

En ocasiones ocurre que no tienes configurado el router correctamente, por lo que no consigue disfrutar de la máxima potencia. Por lo general, los routers suelen venir ya configurados de fábrica, aunque nunca está de más asegurarse.

Cambia de router

También puede darse el caso de que el router se haya estropeado y que de ahí vienen todos tus problemas. Lo mismo ocurre con los routers más viejos. Hay que tener en cuenta que la tecnología avanza a pasos agigantados, y que es posible que tu router se haya quedado algo obsoleto. Comprueba esto antes de llevar a reparar el ordenador.

Sustituye la antena

Puede ocurrir que el router esté colocado en el lugar ideal, que esté perfectamente configurado y que sea nuevo, pero aún así continúa fallando. Aquí puede influir la antena, que influye directamente sobre la recepción de la señal.

Puedes optar por cambiar la antena por otra más grande y que tenga un mayor alcance. Por lo general las antenas son omnidireccionales, lo que significa que mandan la señal hacia todas las direcciones, pero es posible que no sea lo suficientemente potente.

Utiliza un amplificador de señal

Hay veces en las que todo está bien, lo que ocurre es que simplemente el ordenador está situado a una distancia a la que no le llega la señal wifi. Existe una enorme variedad de repetidores y receptores que actúan como un amplificador de señal y que te permiten disfrutar de una cobertura mucho mayor. Es posible que aquí tengas la solución.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*



*


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR